Visor de contenido web Visor de contenido web

ESTACIONES DE TRATAMIENTO DE AGUA POTABLE (E.T.A.P.)

El proceso de potabilización que se lleva a cabo en las Estaciones de Tratamiento de Agua Potable se compone de las siguientes etapas:

  1. Oxidación
    En esta primera etapa, al agua bruta recibida en la estación se le añade ozono con el objetivo de oxidar algunos elementos como el hierro y el manganeso.
  2. Sedimentación y Decantación
    En la siguiente etapa, se añaden sustancias que hacen que aumente tanto el tamaño, como el peso de las partículas existentes en el agua. En la fase de decantación, para favorecer la separación de los sólidos, el agua se mezcla con el coagulante y el floculante. Los sólidos pueden ser tanto orgánicos como inorgánicos.
  3. Filtración
    Tras la sedimentación y la decantación, a través de la filtración se eliminan las partículas de menor peso y tamaño que no han sido separadas en la fase anterior. Para llevar a cabo la filtración, el agua se hace pasar por un material compuesto de arena de sílice. Para la eliminación de sabores y olores también se utiliza carbón activo.
  4. Fluoración
    En algunas instalaciones también se añade flúor al agua, el cual tiene como objetivo prevenir la caries dental infantil.
  5. Desinfección
    Para desinfectar el agua se dosifica cloro y ozono. Algunas instalaciones también disponen de sistemas de rayos ultravioleta para potenciar la desinfección.